Desde el momento en que Codeko surge como idea se decide por los fundadores que la empresa se sustente en un modelo ético para con los trabajadores, los clientes y la propia comunidad de desarrolladores, una vez que se decide esto la opción es clara, el software libre.

Algunas personas cuándo descubren que Codeko desarrolla software libre miran extrañados preguntándose de dónde se obtiene el dinero para pagar los sueldos.
Existe el concepto, a veces incluso entre los propios desarrolladores de Software Libre, de que el ir liberando código no da para vivir, o al menos no para vivir cómodamente.

Codeko no es el único ejemplo de empresa que desarrolla Software Libre, en España y el resto del mundo son muchas las empresas que hemos optado liberar nuestro código pero ¿por qué? ¿acaso estamos locos?.

A continuación el primero de una serie de tres artículos que intentaran arrojar alguna luz sobre porqué es mejor el uso de Software Libre en toda la cadena de producción de software

Pero qué es el Software Libre

El software libre NO es necesariamente software gratuito (aunque puede serlo). Para el que un software sea libre debe reunir las siguientes libertades.

  • Libertad 0 – La libertad de usar el programa, con cualquier propósito.
  • Libertad 1- La libertad de estudiar cómo funciona el programa y modificarlo, adaptándolo a tus necesidades.
  • Libertad 2 – La libertad de distribuir copias del programa, con lo cual puedes ayudar a tu prójimo.
  • Libertad 3- La libertad de mejorar el programa y hacer públicas esas mejoras a los demás, de modo que toda la comunidad se beneficie.

Para poder ejercer las libertades 1 y 3 es necesario el acceso al código fuente para poder estudiar y modificar el software

Es decir, el Software Libre aporta a la programación lo que ya existe desde hace mucho tiempo en el resto de profesiones, la posibilidad de saber y conocer cómo esta hecho el trabajo, que “piezas” se han utilizado y como.

Además incorpora la posibilidad de modificar ese software para que se adapte a tus necesidades, y el poder utilizar ese software con cualquier propósito.

Si lo exiges en un restaurante, un vehículo o una instalación eléctrica ¿por qué no hacerlo con tu software?

Pero ¿quién se beneficia con el Software Libre?

Todo el mundo, en serio.

¿Cómo puede beneficiar a toda la cadena desde el desarrollador hasta el usuario final el uso del Software Libre?

Usuario Final: El Cliente

Usualmente cuando el cliente adquiere un producto de software no tiene acceso al código fuente, esto conlleva varios problemas a largo plazo que como cliente final no suele plantearse, por que desconoce que es el software libre y que es el software de fuentes cerradas.

No tiene acceso al código fuente: ¿Esto que significa?
Significa que no puede ver como esta hecho el programa, lo que repercute en lo siguiente:

– No puede auditar el código:
No se puede detectar con antelación si el software tiene algún fallo (intencional o no) que pueda perjudicar su negocio.

– Se convierte en un cliente cautivo:
Esta preso de esa aplicación y la empresa desarrolladora, supongamos que la empresa que ha desarrollado ese software quiebra, gana los euromillones (no todo tiene que ser negativo), decide que esto del software no le satisface y que prefiere plantar un huerto de castaños, o descontinua el producto por que no le interesa seguir programando en él por que no lo considera una linea de negocio rentable.

¿Que ocurre ahora?
Una posibilidad es que la empresa que ha adquirido ese software decida mantenerlo a pesar de las carencias, e ir buscando la forma de “apañarselas” ante por ejemplo un cambio IVA no contemplado, o la necesitad un nuevo formato para las facturas.
Otra alternativa es buscar otra aplicación con todos los gastos que conlleva esto no solo de cara a la adquisición de nuevo software si no también de cara a formación, traspaso de datos etc…
En ambos caso usted habrá perdido la inversión que haya realizado en el software.

No es raro ver aún a empresas “apañándoselas” con programas que funcionan en MS-DOS con las carencias que éstos tienen, y con el problema que supone, ya no solo estar preso de una sóla aplicación si no de un sistema operativo completo.

En la mayoría de los casos esto es debido a que no han tenido acceso a los fuentes para poder realizar una actualización, y el coste y tiempo que supone un cambio de aplicación incluyendo no solo el desarrollo si no la formación, traspaso de datos etc… no es asumible.

Tenga presente que la inversión que haya realizado en su software habrá sido inútil si usted no tiene acceso al codigo fuente.

Pero si tengo los fuentes, el código visible del programa, “la receta” ¿que ocurre?

Ocurre que deja de ser un cliente preso, si la empresa deja de proporcionarme un servicio, o su servicio ya no me interesa puedo buscar otra que continúe con el trabajo y realice las modificaciones que necesito, y lo puedo hacer tantas veces como quiera.

También puedo auditar el software para garantizarme que no contiene fallos importantes, o contratar un informático en mi empresa que realice todas las labores de mantenimiento que necesita ese software.

Otras ventajas

El software libre suele ser estándar. La empresas que desarrollamos software libre no tenemos ningún interés oculto en mantener a nuestro cliente preso, sería un esfuerzo inútil ya que al estar el código fuente disponible estandarizar el producto es cuestión de tiempo. El software libre es estándar porque le interesa ser estándar y poder comunicarse con mas aplicaciones.

Concluisones

Como se puede comprobar si es usted una empresa buscando software, la opción mas lógica para no desperdiciar su inversión es optar por el software libre y exigir el código fuente de su aplicación.